CALIDAD DEL ESPERMA

Y EL DESEO DE TENER HIJOS

La capacidad de procrear de un hombre en general no es una cuestión de potencia, sino de si sus espermas pueden fecundar un óvulo. El espermograma permite una valoración del esperma de un hombre, y con ello, una valoración de su fertilidad. El espermograma consiste en un análisis microscópico del eyaculado en un laboratorio. Este análisis es rápido, sencillo e indoloro. Los espermogramas suelen realizarlos los urólogos o andrólogos. Como posible información previa, puede hacer que le realicen un espermograma rápido.

Coste de un espermograma

Si persiste la imposibilidad de tener hijos, o si el ginecólogo tratante recomienda un espermograma, vale la pena negociar con una aseguradora de salud para que asuma parte de los costes; si no, un espermograma simple cuesta unos 100-200 euros.

Qué debe tener en cuenta si quiere que le realicen un espermograma:

Para garantizar la información suficiente, en el caso óptimo se recoge el esperma mediante masturbación tras dos o tres días de abstinencia en un recipiente estéril. No se recomienda recoger el eyaculado mediante un condón, ya que los espermatozoides podrían morir debido a la sustancia nociva para ellos contenida en la mayoría de los condones. Existen también unos condones especiales sin revestimiento, en caso de que quiera recoger el semen durante el coito. Tras recogerlo, el esperma debe enviarse a un laboratorio para su análisis en un plazo de entre ½ y 1 hora. Tiempos de espera mayores o un enfriamiento del eyaculado puede dañar los espermatozoides. El análisis de laboratorio da comienzo tras la licuefacción del esperma, que normalmente requiere aproximadamente 15 -30 minutos. En el foco se halla la evaluación microscópica de los espermatozoides según su concentración, movilidad y forma.

El espermograma: Valores según la OMS

La evaluación de un espermograma en general se lleva a cabo según las directivas elaboradas por la OMS (Organización Mundial de la Salud).

La Organización Mundial de la Salud (OMS) revisa y establece estos valores de referencia para el análisis del eyaculado (espermograma) en intervalos regulares. Se basan en resultados de análisis de hombres fértiles. En la primavera de 2010 se publicó la 5ª edición del manual "WHO laboratory manual for the Examination and processing of human semen" y trajo algunas novedades en relación a los valores de referencia.

Es importante saber que no se trata de valores estándar que si no se superan permitan hablar automáticamente de una infertilidad masculina. Los hombres con una calidad del esperma deficiente también pueden tener hijos. No obstante, los parámetros de la OMS constituyen una directiva válida a nivel mundial para evaluar la fertilidad masculina y permiten una evaluación estandarizada y comparable.

Nuevos valores estándar al detalle

Valor de pH ≥ 7,2

Volumen del eyaculado 1,5 ml

Concentración de espermatozoides: ≥ 15 millones de espermatozoides por mililitro

Número total de espermatozoides: ≥ 39 millones de espermatozoides

Movilidad: ≥ 32 % espermatozoides móviles progresivamente, ≥ 40 % espermatozoides móviles

Morfología: >4 % formas normales

Proporción de espermatozoides vivos (test de eosina): ≥ 58 %

Mixed antiglobulin reaction (MAR) de anticuerpos contra espermatozoides: < 50 % espermatozoides con partículas adheridas

Leucocitos: < 1 millón por mililitro

Volumen del eyaculado

La cantidad de semen generalmente no tiene ninguna influencia significativa en la fertilidad. Lo decisivo es la cantidad de esperma en el líquido

Valor de pH

El valor normal de pH es ligeramente alcalino, un valor de pH ácido es mortal para los espermatozoides.

Concentración de espermatozoides

La concentración de los espermatozoides en el eyaculado se determina mediante su recuento en una cámara de conteo o de forma computarizada.

Movilidad (motilidad)

Según la OMS, la motilidad se divide en tres categorías: espermatozoides móviles progresivos, espermatozoides móviles, espermatozoides inmóviles.

La movilidad se clasificaba como normal hasta 2010 si más del 25% de los espermatozoides se movían progresivamente de forma rápida (categoría a). Ahora, según las nuevas directivas de la OMS, se considera normativa una movilidad conjunta progresiva de al menos un 50 % (categoría a + b).

Morfología

La forma de los espermatozoides es muy importante para valorar la fertilidad.

Un espermatozoide se divide en tres partes: la cabeza, el cuello y el flagelo. La cabeza del espermatozoide contiene la información genética, recubierta por una encima que facilita la penetración en el óvulo. En el cuello se encuentran los orgánulos celulares (mitocondrias) que proporcionan la energía para el movimiento. El flagelo genera el movimiento.

La OMS considera suficiente una morfología normal de al menos un 4 % de todos los espermatozoides.

Vitalidad

La determinación de la vitalidad (cantidad de espermatozoides vivos) se realiza coloreando los espermatozoides muertos con el colorante eosina, que penetra a través de la membrana celular al interior de la célula. La membrana celular de los espermatozoides vivos no permite el paso de la eosina.

Anticuerpos espermáticos

La aparición de anticuerpos espermáticos en el semen también puede afectar a la fertilidad. Estos anticuerpos atacan los espermatozoides uniéndose a su superficie mediante una reacción autoinmune y deteniéndolos. Por ello, el eyaculado se analiza con una reacción de antiglobulinas mixta (MAR) en busca de anticuerpos espermáticos.

Glóbulos blancos (leucocitos)

Si el esperma contiene una gran cantidad de glóbulos blancos, puede apuntar a una infección o inflamación existentes. Si se hallan más de un millón de leucocitos por mililitro de esperma, se considera significativo.

Análisis especiales

El análisis del espermograma con microscopios de alta resolución o los ensayos de unión de espermatozoides en placas de Petri especiales recubiertas con ácido hialurónico (PICSI) son análisis especiales que permiten elegir mejor los espermatozoides más aptos para la fecundación en el marco de un tratamiento de medicina reproductiva. Pueden utilizarse otras pruebas que permiten evaluar la integridad genética de los espermatozoides (test HALO, test TUNEL, etc.) y obtener una estimación mejor de cuántos espermatozoides están alterados genéticamente.

Datos sobre la licuefacción del esperma

Según la OMS, el esperma normal debe licuarse en un plazo de 10 a 30 minutos. Si se necesita mucho más tiempo puede cuestionarse la capacidad fértil, ya que los espermatozoides no podrán llegar lo suficientemente rápido a su lugar de destino.

Top